martes, 17 de marzo de 2015

Sentencias diversas

LOS GRADOS

Y El es Quien os ha hecho suceder otros en la tierra y ha elevado a unos por encima de otros en grados para poneros a prueba en lo que os ha dado. Es cierto que tu Señor es Rápido en castigar a es cierto que El es el Perdonador y el compasivo. (6.162-167).
La mayoría de los seres humanos, dejándose llevar por su egocentrismo innato, desean interpretar interesadamente que son ellos quienes son más capaces y dotados que el resto; es decir: se consideran en el más alto nivel de la escala jerárquica. De esa manera, la verdadera jerarquía se invierte y se manipula. Y la manera más efectiva de dicha subversión de valores es la usurpación de poder a fin de abusar impunemente de los semejantes. Es así que la palabra jerarquía ha llegado a ser asimilada al uso del poder, sea este poder del tipo que sea; cuando se trata de poder político, aquella es brutalmente establecida por la fuerza, y cuando se trata del dominio espiritual es establecida por la persuasión, el engaño así como la manipulación mental y emocional.
La verdadera jerarquía existente es la de la sabiduría y el dominio del propio ego. La persona quien se encuentre en la cima del saber debe encontrarse asimismo en la cima de la misericordia y la compasión para con sus semejantes. Aquel más capacitado tiene la responsabilidad de guiar y ayudar a quienes no lo son tanto.

QILLA, 'ILLA, MADALLA
Cuando comencé por este camino del Tasawwuf, entre otras muchas cosas más, fui advertido de lo siguiente:
Nadie puede emprender la Vía de la purificación sin sufrir tres cosas, a saber:
Qilla, Illa y Madalla
Es decir: Las dificultades económicas, la enfermedad y el desprecio de las gentes.
En todo ello hay una gran Hikma y poderosos motivos, tendentes todos a debilitar la confianza en nuestro propio ego. De estas tres la que resulta menos penoso de soportar es el desprecio de las gentes.
Dicho desprecio facilita el desapego a la propia vanagloria y al propio valor personal; es más, como espada de doble filo, tiene el efecto positivo de separarnos y protegernos de aquel quien, sea con sus palabras o hechos, nos pudiera dañar.
En cuanto a las dificultades económicas, he de decir que en una ocasión alguien vino a visitar al Profeta -'alayhi-s-salatu wa-s-salam- y le dijo que le amaba. Entonces el Profeta le dijo: "Si me amas prepárate a sufrir problemas económicos"
Ello favorece el desapego de los bienes de este mundo y facilita y obliga el apoyarnos en Allâh, y solo en Allâh en cualquier dificultad.
En cuanto a la enfermedad, es un hecho que aquel quien no padece en su propio cuerpo nunca podrá recibir la iluminación; pero esto último es ya un asunto que pide ser explicado en otra ocasión, en mejor detalle.

PREGUNTAD A LAS GENTES DEL RECUERDO SI VOSOTROS NO SABEIS
Antes de ti no hemos enviado sino hombres que recibieron Nuestra inspiración, preguntad a la gente del Recuerdo si vosotros no sabéis. (Coran - 21 -6)
“Preguntad a la gente del Recuerdo si vosotros no sabéis”
Sura de la Abeja (An-Nahl) 43
Y te preguntan acerca del espíritu. Di: El espíritu procede de la orden de mi Señor y no se os ha dado sino un poco de conocimiento. (17.85)
COMENTARIO
He citado estas ayats con una clara intención, a saber: la de demostrar que nadie en absoluto puede profundizar en la Religión sin adquirir el conocimiento de las gentes quienes lo detentan, es decir, como dice el Libro de Allâh:
De las Gentes del Recuerdo.
Son esas gentes del Recuerdo quienes han ofrecido su Nafs en sacrificio a su Señor hasta el punto en el cual han muerto antes de la muerte tal y como dice la palabra profética.
Algunos de estos han establecido la Chari'a del islam, otros la Aquida y otros la Vía de la purificación y de la lucha contra el propio ego
Nadie en absoluto, podrá adquirir conocimiento sino es ayudado por otro que lo haya obtenido; muchos hadices nos hablan de ello:
Participad en las asambleas de los superiores, pedid consejo a los eruditos y frecuentad a los sabios.
(Recopilado por A-t-Tabarani)
El sabio y quien busca aprender están ambos asociados en el bien, mientras que el resto no tienen bien alguno.
(De Abu Darda, recopilado por A-t-Tabarani)
- La superioridad de un sabio con respecto a un devoto es como mi superioridad con respecto al menor de entre vosotros. Allâh – exaltado – así como sus ángeles, los habitantes de los cielos y de la tierra, incluso la hormiga en su agujero y la ballena en el mar, piden para que las bendiciones sean derramadas sobre aquellos quienes enseñan bien a los demás.
(Recopilado por A-t-Tirmidi)
En el día de la Resurrección los Profetas serán los primeros intercesores, después vendrán los sabios e inmediatamente los mártires.
(Recopilado por Ibn Maŷah)
Incluso las gentes del paraíso tendrán necesidad de tener hombres de mejor conocimiento que ellos, como dice este hadiz:
Los habitantes del Paraíso tendrán necesidad de sabios incluso en el Paraíso, pues ellos se presentarán ante Allâh cada viernes. Allâh les dirá: “Pedid lo que queráis”; entonces ellos se volverán hacia los sabios y dirán: “¿Qué debemos pedir?” Los sabios les responderán: “Pedid tal y tal cosa”. Es por esta razón que ellos necesitarán de los sabios en el Paraíso, tal y como los necesitaban aquí abajo.
(De Ŷabir, recopilado por Ibn Assaker)
POSTDATA
Ya hemos dicho cuan difícil es encontrar a los sabios de la actualidad entre la gente famosa y conocida; pero eso no exime para que los verdaderos conocedores de la religión existan, y sigan haciéndolo hasta el fin de los tiempos
Nadie tiene derecho a decir que no existen, no sea que a base de negarlo, de negarlo y negarlo, llegara un día en el cual se le pudiera aplicar el ayat que dice:
"No desespera del Favor de Allâh sino el pueblo incrédulo" (Coran 12-87)

No hay comentarios:

Publicar un comentario